COA surf, la marca chilena que decidió ser parte de la solución

“Quería crear una marca que fuera un aporte al mundo en algún aspecto”, cuenta Arturo Irarrázaval, fundador de COA

Como surfistas, sabemos que el mar es libertad. Un concepto que la marca chilena COA ha decidido llevar hasta las cárceles, donde sus talleres de prendas y tablas de surf se vuelven un arma de reinserción social.

“Quería crear una marca que fuera un aporte al mundo en algún aspecto”, cuenta Arturo Irarrázaval, fundador de COA. “Me di cuenta que la delincuencia era uno de los desafíos más importantes a nivel nacional, sudamericano y mundial”. Así nació el concepto de la marca COA, cuyas prendas y tablas son enteramente diseñadas y creadas en las cárceles de Chile, aprovechando del talento concentrado entre esas cuatro paredes. “Vamos integrando por ejemplo a los grafiteros que están presos, ellos diseñan las tablas o las remeras”, explica Arturo.

Ropa, bolsos, fundas, tablas de surf… La marca desarrolla cada vez más productos en sus talleres instalados dentro de los centros de detención, donde los reos son capacitados en oficios de alta demanda, como el manejo de fibra de vidrio, serigrafiado, confección textil o carpintería. “En las cárceles hay mucho espacio de trabajo, con gente que quiere trabajar para poder apoyar a su familia afuera y evitar que sus hijos sigan el mismo camino”, comenta Arturo.

Para poder construir un equipo sólido de trabajo, la marca selecciona participantes que cumplan con ciertos requisitos: una conducta irreprochable, habilidades manuales o artísticas, y haber cumplido ¾ de su condena. “Uno de nuestros mayores logros es que dos personas de las que ya han salido siguen trabajando con nosotros fuera de la cárcel”, se felicita el fundador de la marca.

Con resultados positivos, COA llegó a ganar un premio de la presidencia, dándole acceso a fondos públicos. “Abre una real oportunidad de trabajo a la salida de la cárcel, permitiendo que se cumpla el objetivo de ser una institución que contribuye a la seguridad pública, a la seguridad de nuestro país”, declaró el director nacional de Gendarmería de Chile, Freddy Larenas Durán.

“Hicimos una estadística”, añade Arturo para concluir. “Para cada persona que trabaja con nosotros fuera de la cárcel, se reduce entre 3 y 5 delitos diarios. Por lo tanto, según la cantidad de trabajo, evitamos más de 35 mil delitos por año”.

Para conocer los productos de COA, ingresá en coasurf.com

  • Show Buttons
    Hide Buttons